Las maniobras mentales de Jack Ellister con “Telegraph Hill”, un genial cosmos por encima de nuestras cabezas

a1670982914_10Tras recibir varias ofertas para tocar en directo, en mayo de 2018 Jack Ellister quiso reunir algunas grabaciones propias en formato acústico tamizadas con arreglos electrónicos para conformar lo que sería este nuevo trabajo que te presentamos a continuación bajo el título genérico de “Telegrah Hill”.  En un primer momento, apareció en un CD envuelto con una caja de hojalata y una tirada limitada de 100 copias ya agotadas. La mayoría se vendieron en la fiesta del décimo aniversario del sello británico Fruits de Mer en Glastonbury celebrada en mayo del año pasado. Por suerte para todos nosotros, el sello español You Are The Cosmos ha sacado el disco en vinilo con lo que podemos disfrutar de uno de los mejores álbumes de psicodelia de 2018 por no mencionar que contiene algunos de los momentos más sensacionales de la música lisérgica de todos los tiempos.  El álbum reúne canciones de acid folk de una belleza exquisita con secuencias electrónicas de un valor onírico incalculable. La amalgama de recursos sonoros, propuestas creativas e impulsos emotivos es sumamente fascinante y eso que estamos hablando de tan solo media hora de música que te resultará inevitablemente corta a la par que altamente satisfactoria por esa condensación de genialidades que distinguen unas creaciones originales repletas de matices agridulces realzando unas melodías cautivadoras y unos ritmos hipnóticos.

Trayectoria

A-2888835-1424085191-8251.jpegDe origen polaco, Jacek Janiszewski aka Jack Ellister fue miembro fundador de las bandas Angina Pectoris  y Yordan Orchestra, formación holandesa de psych prog con la que sacó en 2009 un disco titulado “Psych Introduxeon: Bringing Ingredients Together”  mediante  Megatier productions.  Disolvió el grupo y, desde entonces, se ha concentrado en sus grabaciones en solitario. “The Man With The Biochopper” (2012) fue su primer sencillo para Regal Crabomophone, filial de Fruits de Mer Records, sello británico de Surrey, con los que también ha sacado “Dawn Dream Club” (2013), Ep con versiones de George Harrison, Marc Fry y Syd Barret más un 5” “Magic Potion” con Mega Dodo.  En 2015, Fruits de Mer le editaba el Lp “Tune Up Your Ministers And Start Transmission From Pool Holes To Class O Hypergiants”, seguido de “Roots Conference” (2017) con versiones de los Beatles, YATC49+Sleeve1Rolling Stones,  Mark Fry, David Bowie, Syd Barrett, entre otros.

Las canciones de “Telegraph  Hill” son originales de Jack quien las ha interpretado y producido, excepto “Mind Maneuvers” cuya percusión es de Tomasz Helberg, y en “High Above Our Heads” la batería la toca Nico Stallmann. El caleidoscópico artwork es de Anne von Freyburg y Elivital. El vinilo se presenta en transparente, y es una edición limitada.

Las canciones

jack_ellister-768x1024El disco se abre con la hipnótica y melancólica “Roots”. Mediante una sutil guitarra acústica y la penetrante voz de Jack nos envuelve en un microcosmos donde una melodía preciosa nos acompaña sinuosa invitándonos a una danza repleta de detalles preciosistas,  tierna a la par que mágica. Le sigue “High Above Our Heads” con su combinado de batería, flautas selváticas y guitarras omnipresentes arropando a la voz parsimoniosa con la que nos desgrana un tema ácido que despertará tus sentidos. Una experiencia extrasensorial con aportaciones de guitarras poderosas a base de riffs y fraseos psicodélicos.  A continuación oímos “Maureen Feeding The Horses” , poco más de un minuto de juegos electrónicos y punteos de acústica estratosféricos que emergen del silencio con un poder inconmensurable.  Le sucede “Fill Another Glass” con su deje caminante a base de guitarra y voz cautivadora, entre aportaciones agridulces de cuerda, perfilando una canción con insistente estribillo y punteos de folk exquisito.  Se cierra la cara A con “Mind Maneuvers”, tema con percusión misteriosa y acústica trenzando momentos de casi bossa nova sobre los que Jack Ellister vuelve a anonadarnos con su conmovedora voz desdibujando una melodía trascendente que crece, compás a compás, hasta sumirnos en un recorrido instrumental fantástico en el que los teclados aportan una visión espacial que redimensiona el corte.

20480021_1621333404583819_1319931177077497016_nComienza la cara B con “Telegraph Hill”, enigmático tema diseñado con acústica y otra exhibición vocal de su compositor quien nos invita a disfrutar de unos momentos sonoros y líricos de una sencillez apabullante que transmiten una emotividad no menos convincente. Prosigue con “Reminder”, trenzando momentos de acid folk para una canción amorosa, de letra intensa y enternecedora que te sumirán en un estado único de paz sentimental.  El siguiente corte se titula “Icon Chambers” y conjuga efectos electrónicos que parecen extraídos de una naturaleza onírica y que  nos llevan en volandas hasta el tema  final, “Condor”: poco más de siete minutos de  pura magia psicodélica con persistentes guitarras acústicas, riffs envolventes de eléctrica, aportaciones de percusión misteriosa, efectos sonoros introspectivos, y teclados que invitan al misticismo, conformando un tema instrumental  que va creciendo, paso a paso, dando forma a un microuniverso de un gran valor tanto espiritual como musical.

Reflexión final

IMG_20181022_0003La psicodelia puede entenderse como  un fin o como un medio. En cualquier caso, estamos convencidos que lo más importante son las canciones; esos espacios sonoros y líricos, delimitados o no dentro de un contexto, donde afloran los sentimientos del autor mediante una combinación de melodía y ritmo conjuntadas por arreglos originales. En el primer caso, es decir en la música lisérgica como finalidad, se corre el riesgo de perderse en un universo complicado que puede resultar confuso o incomprensible fuera de la imaginación del autor. Aunque no todos los casos son iguales, es en ese cajón de extravagancias varias donde encontramos a muchos proyectos que se suben al carro espacial por modas lisérgicas pasajeras.  Sin embargo, cuando la psicodelia es un medio para alcanzar, moldear o armonizar un propósito comunicativo, es cuando surgen verdaderas obras de arte como este “Telegraph Hill” de Jack Ellister. En sus creaciones, ensambladas con una brillantez y una naturalidad inaudita, hay momentos intimistas, otros estratosféricos, entre ambientaciones  poderosas que surgen de la sencillez y que crecen hasta lo inimaginable. Pero  sobre todo hay canciones que te llegarán al alma y  acompañarán tu imaginación muy por encima de tu cabeza con maniobras mentales ciertamente fascinantes.

Nota: Puedes escuchar las canciones en el bandcamp de Jack Ellister y adquirir una copia del álbum en la web de You Are The Cosmos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

HOTEL ARIZONA RADIO ENLACE

rock and roll media

TEEN BEAT

Programa dedicado a la actualidad del r'n'r, garage y música surf. Presentado por Félix "el Duende".

Donde me lleve la música.

Vida de dos ciudades. Barcelona. Manchester.

Magazine Rock Comunidad

Magazine Rock Comunidad

Magic Pop

rock and roll media

SURF MUSIC PHOTOGRAPHY by Pablo Medrano

fotografía y música surf

FUZZ & SCREAMS

Rock and Roll, Eiiiin?

Uploads from ivylot_

rock and roll media

Música Inclasificable

rock and roll media

Dancing with the Clown

rock and roll media

Sonidos Sumergidos

Una pequeña guía de música underground publicada por Sweet Grooves records

WordPress.com en Español

Blog de Noticias de la Comunidad WordPress.com

A %d blogueros les gusta esto: